Categorías

¡Lo más vendido!

Promociones especiales

Partes del Jamón

Para identificar las partes de un Jamón cogemos un Jamón Ibérico y lo colocamos en un jamonero con la pezuña hacia arriba de manera que a primer golpe de vista podemos identificar la maza, contramaza, el jarrete, la caña y la pezuña.

Seguidamente, colocamos el Jamón Ibérico en sentido contrario con la pezuña hacia abajo y en este caso observaremos la babilla y la punta.

A continuación vamos a explicar las partes de un Jamón:

  • Maza

    Si colocamos el Jamón con la pezuña hacia arriba podemos observar la Maza que corresponde con la zona más ancha de la pieza y en la que se encuentra la mayor cantidad de carne. La maza es la zona por la que normalmente empezamos a consumir el Jamón y es la parte del Jamón de la que se extrae la carne más tierna y jugosa debido a la gran infiltración de grasa que contiene. Al realizar el corte del Jamón por esta parte obtenemos unas lonchas dulces y aromáticas con un tacto muy suave que son un deleite debido a su gran jugosidad.

  • Contramaza

    La contramaza es la parte del Jamón opuesta a la maza y por donde continuamos cortando el Jamón una vez que hemos terminado la zona de la maza. Corresponde con la parte de la pieza más estrecha y más curada con un menor contenido graso. El corte de Jamón de esta zona es mucho más complicado que en el caso de la maza ya que nos encontramos con el hueso de la cadera por lo que se obtienen unas lonchas más estrechas y alargadas pero con un sabor igualmente extraordinario.

  • Babilla

    La babilla es la parte del Jamón situada debajo de la maza quedando limitada por los huesos fémur y coxal. Es una parte más estrecha y curada que la maza siendo una zona que presenta una coloración más oscura y con menor jugosidad ya que contiene una menor cantidad de grasa infiltrada. Si el Jamón se va a consumir lentamente recomendamos empezarlo por la babilla para mantener la jugosidad de la pieza ya que si lo comienza por la maza y lo va a consumir muy despacio, cuando llegue a la babilla se habrá resecado en exceso la pieza.

  • Punta

    La babilla es la parte del Jamón situada debajo de la maza quedando limitada por los huesos fémur y coxal. Es una parte más estrecha y curada que la maza siendo una zona que presenta una coloración más oscura y con menor jugosidad ya que contiene una menor cantidad de grasa infiltrada. Si el Jamón se va a consumir lentamente recomendamos empezarlo por la babilla para mantener la jugosidad de la pieza ya que si lo comienza por la maza y lo va a consumir muy despacio, cuando llegue a la babilla se habrá resecado en exceso la pieza.

  • Caña

    La caña es la parte del Jamón más cercana a la pezuña siendo una zona muy fibrosa y de la que no se puede sacar tanta cantidad de Jamón como en el caso de la maza o de la babilla. Es una zona muy estrecha de la que se suele extraer el Jamón en tacos para utilizar en cocina ya que posee un sabor extraordinario potenciando cualquier tipo de receta.

  • Jarrete

    El Jarrete o codillo es la parte del Jamón que se encuentra situada entre la caña y la maza. Corresponde con la zona más dura y fibrosa de la pieza y de la que, al igual que sucede con la caña, no se puede extraer tanta carne como de la maza o la babilla por lo que se suele cortar en tacos y utilizar para guisos u otros platos culinarios.

  • Pezuña

    Finalmente nos encontramos con la pezuña del Jamón que se puede utilizar para elaborar caldos.